lunes, 8 de diciembre de 2014

1er Encuentro contra la Impunidad y la Represión - (Imágenes 2) - 6 y 7 diciembre 2014

COMISIÓN ORGANIZADORA 1er. ENCUENTRO CONTRA LA IMPUNIDAD Y LA REPRESIÓN

Organizaciones participantes:

AEDD- Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos
APEL- Asociación de Profesionales en Lucha.
APEMIA- Agrupación Por el Esclarecimiento de la Masacre Impune de la AMIA.
CADEP- Coordinadora Antirrepresiva por los Derechos del Pueblo
CADHU-Centro de Abogados por los Derechos Humanos
CAJ-Comité de Acción Jurídica
CEPRODH-Centro de Profesionales por los Derechos Humanos
CMM-Colectivo Memoria militante
LIBERPUEBLO
MEDH
SERPAJ-Servicio Paz y Justicia
APDH MATANZA
APDH ROSARIO
MEDH-SANTA FE
UADH-ROSARIO-Unidad Antirrepresiva por los Derechos Humanos
COMISION DE HOMENAJE MADRES DE QUILMES
COMITE POR LA LIBERTAD A LOS PRESOS DE ATE SANTA CRUZ
CORREPI-Coordinadora Contra la Represión Policial e Institucional- en el ENA
HIJOS LA PALATA
HIJOS MAR DEL PLATA EN LA RED NACIONAL LAS AZUCENAS
MULTISECTORIAL LA PLATA
BERISO Y ENSENADA
VECINOS DE SAN CRISTOBAL contra la Impunidad
CADH ROSARIO (COMISION ANTIRREPRESIVA POR LOS DDHH) EN EL ENA
CENTRO POR LOS DDHH
HERMANOS ZARAGOZA
COLECTIVO DE ABOGADOS Y ABOGADAS POPULARES LA CIEGA
ASOCIACIÓN DDHH CAÑADA DE GOMEZ -SANTA FE
AGRUPACION ¿QUIÉNES SOMOS?
RESISTENCIA QOM
COORDINADORA ANTIRREPRESIVA DEL SUR
GREMIAL DE ABOGADOS
FAMILIARES DE CROMAÑON
FAMILIARES Y AMIGOS DE LUCIANO ARRUGA
FAMILIARES Y VICTIMAS DE LA REPRESION ESTATAL RIO NEGRO NEUQUEN
FRENTE DE LUCHA POR LA SOBERANIA ALIMENTARIA
CTA- LOMAS DE ZAMORA
ATE-ROSARIO
ATE SUR
SEC. DDHH ATE PROVINCIA
SEC. DDHH CTA LA PLATA Y ENSENADA
SEC. DDHH SUTEBA LA PLATA
SEC. DE PRENSA CTA SANTA CRUZ
SEC. DDHH CTA ROSARIO
CENTRO DE PENSAMIENTO CRITICO WALTER BENJAMIN
MUTUAL SENTIMIENTO
TODOS LOS 25 HASTA QUE SE VAYA MONSANTO
REPRESENTANTES DEL PAÍS VASCO
REPRESENTANTES DE MÉXICO



























1er Encuentro contra la Impunidad y la Represión - 6 y 7 de diciembre 2014 (Imágenes 1)


Con más de 200 participantes finalizó la primera jornada del 1er. Encuentro Nacional Contra la Impunidad y la Represión, que se realiza en la sede de Marcelo T. de Alvear 2230(CABA) de la Facultad de Sociales de la UBA.
 Las tres comisiones: Impunidad y genocidio, Impunidad de hoy (Militarización de los barrios-Criminalización de la pobreza y la juventud-Gatillo fácil) y Criminalización de la Protesta (Procesados-Presos políticos y Marco Legal de la Represión) contaron con la participación de militantes de  todo el país y seguiran funcionando durante el día de mañana.



 Recordamos el cronograma propuesto para el segundo y último día de este Encuentro.

Domingo  7/12
10hs.  Funcionamiento en Comisiones.
13hs.   Almuerzo.
14hs.  Funcionamiento y redacción de conclusiones  de las comisiones.
16:00hs. Reunión plenaria dedicada a la lectura de Conclusiones y Programa
definido por cada Comisión.
17:30hs.   ACTO de CIERRE de este 1er Encuentro Nacional Contra la Impunidad y la represión-








 





viernes, 28 de noviembre de 2014

Sergio Berni en el banquillo

El Encuentro Memoria, Verdad y Justicia, a través de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos (AEDD), inició una querella contra el secretario de Seguridad de la Nación por el secuestro de 68 personas (ocho de ellas menores) y su traslado a Campo de Mayo el 30 de agosto de 2012. Eran militantes de la Corriente Clasista y Combativa y de Barrios de Pie, que fueron detenidos sin orden judicial, mientras manifestaban en Panamericana y Ruta 197. En la emisión del martes 25 de noviembre de Enredando las mañanas, Carlos Lordkipanidse, integrante de AEDD, dio detalles de la causa y se refirió además al Primer Encuentro Nacional contra la Impunidad y la Represión que se realizará el 6 y 7 de diciembre en la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires. Por RNMA
    Por ANRed - S (redaccion@anred.org)

El viernes 21 de noviembre, Sergio Berni debía presentarse en el Tribunal de San Martín para declarar en la causa abierta en su contra por los organismos de derechos humanos, nucleados en el Encuentro Memoria Verdad y Justicia. Es por la denuncia realizada contra el funcionario por las detenciones ilegales y el virtual secuestro de 68 integrantes de la CCC y Barrios de Pie, que el 30 de agosto de 2012 cortaron la Panamericana para reclamar mejoras de los planes sociales. Lo concreto es que Berni no se presentó en el Tribunal y asistió en su lugar un abogado particular.

Carlos Lordkipanidse: Ante lo ocurrido en la Panamericana con la gente que fue llevada a Campo de Mayo nosotros hicimos una denuncia en forma inmediata en su momento, y ahí tomó intervención la jueza (Sandra) Arroyo Salgado para ambas partes, es decir respecto de los manifestantes que realizaron el corte y respecto del accionar de Berni. Los manifestantes estuvieron procesados durante casi un año hasta que la jueza decidió dictar la falta de mérito, en forma simultánea con la falta de mérito para Berni. Una especie de cal y arena. Ante eso nosotros manifestamos nuestra disconformidad, porque la gente estaba ejerciendo un derecho que es el de peticionar y el de protestar, mientras que Berni lo que hizo fue cometer un acto ilegal, actuar por encima y sin orden de la justicia, entonces apelamos esa decisión hace como un año ante la Cámara de Apelaciones de San Martín, que nos dio la razón y devolvió la causa a la jueza Arroyo Salgado para que investigue. La jueza no hizo nada porque ya había dictado la falta de mérito de los manifestantes y por lo tanto quedaba en una posición política comprometida en caso de que siguiera investigando lo de Berni, más con el ascenso meteórico que tuvo este muchacho. La cuestión es que la jueza volvió a dictar falta de mérito con el agregado de que el fiscal recibió de parte de la Procuración General de la Nación la orden de apartarse de la causa, no presentar cargos. O sea que quedamos nosotros solos llevando adelante esta causa contra el accionar de Berni y la Gendarmería. En el grupo había menores y mujeres que fueron detenidos en forma ilegal en Campo de Mayo y por sobre las órdenes de dos jueces intervinientes al momento de los hechos, o sea sin orden judicial de ninguna naturaleza, esto evidentemente demuestra que las imágenes de los últimos tiempos son una profundización de esta política, porque hace poco en Aeroparque hubo un incidente con (Carlos) Stornelli, en el que agarraron a un grupo de personas, colombianos, y seguramente uno es muy sensible para este tipo de situaciones en la medida en la que estuvo detenido desaparecido durante la dictadura, pero a los supuestos delincuentes les pusieron las esposas en las espaldas, los tiraron al piso y les pusieron capuchas negras que decían ‘Policía Federal Argentina’. Lo que nosotros fuimos nuevamente a decirle al Tribunal fue que esa metodología fue utilizada hace treinta y pico de años y que no solamente fracasó sino que una buena parte de los responsables está pagando las consecuencias en la cárcel, y en una buena cantidad de casos con cadena perpetua. Esto de llevar a la gente a los centros clandestinos de detención encapuchada y con las esposas en la espalda es una metodología que utilizó la dictadura y no dio resultado, eso fue lo que le fuimos a decir y en todo caso como nosotros no somos la justicia, no somos los que la impartimos, sino que somos los que la solicitamos pedimos que le llamen la atención en este sentido. Nosotros nos percatamos de este tipo de situaciones, nos damos cuenta, no nos pasan desapercibidas y vamos a seguir actuando en consecuencia, o sea vamos a seguir solicitando que esto se termine, que pare, que no exista más, ya hemos dicho nunca más a estos métodos.

Enredando las mañanas: Berni se tendría que haber presentado el viernes y no lo hizo, entonces ¿cómo sigue esta causa?

CL: Con los tiempos de la justicia lógicamente y teniendo en cuenta los nuevos hechos y las situaciones que vienen ocurriendo en torno a Berni y su designación como vocal de Interpol, a instancias del gobierno, que no favorecen, complican. De cualquier manera nosotros los pasos legales, en lo que hace a la parte estrictamente legal, agotamos todas las instancias y lo que tiene que ocurrir ahora es que la Cámara de Apelaciones, que ya tomó una decisión en este sentido hace un año, vuelva a mandar la causa a la jueza y nuevamente le diga que haga algo, porque no hizo nada, y está visto en el expediente que no movió un dedo, no hubo una sola medida que permita modificar la situación en el sentido de que Berni incumplió la ley. Eso es lo que tendría que ocurrir. Si el tribunal acciona de acuerdo a derecho, lo que tiene que hacer es volver a mandar el expediente para atrás porque no hubo ninguna modificación y la jueza tiene que por lo menos no digo condenarlo, cosa que sería lo que corresponde, pero sí tendría que investigar los hechos, porque además desde el lugar donde los detienen hasta Campo de Mayo hay 20 kilómetros de distancia. Nosotros hicimos el relevamiento y hay por lo menos siete lugares donde podrían haber albergado a los detenidos en condiciones normales, es decir comisarías y demás. Ellos adujeron también que había manifestantes que estaban lastimados, heridos, hay tres centros de salud donde podrían haber sido atendidos, no en Campo de Mayo. Respecto a la detención de los menores, incluido un nene de tres años, ellos respondieron ‘¿Qué íbamos a hacer, los íbamos a dejar tirados en la ruta?’, lo que podrían haber hecho es no detener a los padres o entregárselos a las familias que corresponden, pero no accionar como accionaba la dictadura que se llevaba a los bebés también a Campo de Mayo. Acá faltó que se los apropiaran nada más, porque tortura hubo; la gente estuvo 24 horas arriba de los propios micros en los que ellos habían ido a manifestarse a la Panamericana, incluidos los choferes que no tenían nada que ver con la manifestación, estuvieron detenidos 24 horas sin posibilidad de ir al baño, sin posibilidad de higienizarse, sin alimento, situaciones que nuevamente nos rememoran a épocas en las que para ir al baño había que pedirle permiso al guardia.

ELM: Que un juez o una jueza no encuentre motivos para investigar es llamativo también.

CL: Sí, por supuesto, pero lo que nosotros vemos es que lo que está ocurriendo acá es que hay un sector tanto de la justicia como, en este caso, la Gendarmería, la Secretaría de Seguridad o el Ministerio de Defensa, que están actuando bajo un estricto cumplimiento de órdenes. Acá se trata de reprimir la protesta social, aleccionar, ‘si vos protestas, lo que te pasa es esto’. Esto lo sabemos hace ya muchos años, no es la primera vez que pasa, hay 6.000 procesados a lo largo y ancho del país así que no es novedad para nosotros, pero lo que sí es novedad, aunque suene contradictorio en realidad no es una novedad tampoco, son estas metodologías de llevar a la gente a un campo de concentración. Si esto no cambia, la próxima vez van a aducir que si cortaste, por ejemplo, la General Paz y Avenida del Libertador te van a meter en la ESMA, que es el lugar más cercano, o ‘porque les queda a mano’, entonces esto hay que pararlo, de una manera u otra hay que enfrentarlo y una cosa que quiero aclarar porque vale la pena es que el que enfrenta esta situación es el Encuentro Memoria Verdad y Justicia, o sea que es un conjunto de organismos de derechos humanos, pero nosotros, la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos, en función de tener todos los papeles en regla como para litigar, para ponerlo en términos más o menos comprensibles, somos los que podemos llevar adelante la causa. Es decir, la Asociación figura como querellante pero quien querella es el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia.

ELM: Para finalizar, te pedimos que nos cuentes sobre el encuentro que están organizando para el 6 y 7 de diciembre.

C.L.: Ante esta situación tan llamativa que está ocurriendo en función de las violaciones de los derechos humanos hoy, ante la falta de respuesta de los organismos de derechos humanos tradicionales, podemos decir en función de su alineación con el gobierno, no puede estar ocurriendo que haya presos políticos a lo largo y ancho del país, que haya procesados por todos lados, que ocurran estas situaciones como que llevan a la gente detenida a los campos de concentración y que no haya una respuesta unificada como siempre la hubo de parte de los organismos de derechos humanos, que es uno de los actores políticos del espectro nacional, así como está el ámbito sindical, el estudiantil, los derechos humanos históricamente han atendido este tipo de situaciones y hoy realmente habría situaciones que se podrían resolver con mucha mayor facilidad si determinada tal o cual persona famosa se presentara ante un juzgado y pidiera la libertad de los presos, pero no está ocurriendo eso. Las personas famosas hoy van y se abrazan con (el jefe del Ejército, César) Milani, o se abrazan con el Papa, entonces lo que estamos haciendo es juntar todas estas luchas que están desparramadas por todos lados en el país en un encuentro que estamos organizando para el 6 y 7 de diciembre en la Facultad de Ciencias Sociales (Marcelo T. de Alvear 2230 de la Ciudad de Buenos Aires), donde ya tenemos garantizada una participación muy importante; entre otros estarán Adolfo Pérez Esquivel, Norita Cortiñas, Mirta Baravalle, todos aquellos que de una u otra manera se ven desplazados en su accionar respecto de los derechos humanos por las políticas oficiales, acá nos vamos a juntar para dar una respuesta unificada y contundente a lo que está ocurriendo; de acá en más, porque este es el primer encuentro. Habrá otros en el interior del país y así seguiremos avanzando para reconstruir el movimiento de derechos humanos, para que la gente deje de preguntarse dónde están los organismos de derechos humanos. La verdad que este es un tema que nos incumbe a todos, sería importante que esto cuente con la mayor cantidad de partícipes, independientes, gente que entienda que todavía los derechos humanos deben ser independientes de los gobiernos, a todos ellos invitamos a participar, volcar las experiencias y trabajar en común.

martes, 21 de octubre de 2014

Acto a los 4 años del asesinato de Mariano Ferreyra

El Partido Obrero recuerda a Mariano Ferreyra a cuatro años de su asesinato

Realizan un acto desde las 14 en Barracas, donde una patota de ferroviarios atacó al joven militante de izquierda. A las 17 hablará Jorge Altamira

 Al cumplirse el cuarto aniversario del crimen del militante de izquierda Mariano Ferreyra, el Partido Obrero realizó diversas actividades en su memoria, entre las que se encontraba una muestra artística tendrá lugar en la intersección de las calles Luján y Pedriel, del barrio de Barracas, en la Ciudad de Buenos Aires, donde Ferreyra fue atacado por una patota de la Unión Ferroviaria.

El cierre del acto estuvo a cargo del histórico dirigente Jorge Altamira, quien señaló que "el asesinato de Mariano Ferreyra fue un crimen político contra la clase obrera. Este crimen es una responsabilidad social y política de un régimen social que protege y profundiza la tercerización laboral, que protege y apoya a la burocracia sindical, y que se vale de las las fuerzas de seguridad y del espionaje contra el movimiento obrero y contra la juventud. Pedraza, el jefe máximo de la Unión Ferroviario, ponderado por CFK como un ejemplo de "sindicalismo constructivo", fue siempre un aliado del gobierno, al igual que los concesionarios ferroviarios que hicieron negocios enormes con los subsidios".

"A 4 años del asesinato de Mariano Ferreyra el kirchnerismo sigue gobernando con la burocracia sindical y sus patotas. La presidenta ha respaldado ideológicamente, en discursos públicos, el ataque de la patota del SMATA a los trabajadores de Gestamp y de Lear. Berni apuntala con la Gendarmería a la burocracia de Pignanelli", del mismo modo que lo hiciera la Federal y su responsable político, Aníbal Fernández, cuando el asesinato de Mariano, continuó Altamira.

"La tercerización del trabajo -agregó- lejos de ser erradicada, se ha intensificado desde 2010 para acá. Hoy mismo trabajadores ferroviarios tercerizados de las líneas Mitre y San Martín se movilizaron para rechazar despidos y reclamar el pase a planta permanente. Randazzo, como antes Jaime y Schiavi, arman un esquema ferroviario basado en la tercerización de los trabajadores". "El verdadero homenaje a Mariano Ferreyra es continuar la lucha por los objetivos que él peleó en vida", concluyó el dirigente del Partido Obrero.

lunes, 20 de octubre de 2014

Luciano Arruga: Un trozo de verdad, montañas de encubrimiento e impunidad

Ante la aparición de los restos de Luciano Arruga, los organismos de derechos humanos del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia decimos:

Responsabilizamos al estado argentino y especialmente a la policía, poder judicial y encubridores políticos involucrados por el secuestro de Luciano, por la desaparición de su cuerpo, y por el encubrimiento, silencio e impunidad otorgada a los responsables.

Denunciamos que los policías que lo secuestraron, torturaron y asesinaron fueron reincorporados a la fuerza policial a pesar de haberse probado que Luciano permaneció detenido en el destacamento de Lomas del Mirador.

No creemos en la versión del “accidente”, no es la primera vez que las fuerzas represivas fraguan y ocultan sus delitos inventando y manipulando los hechos de esta manera. Prueba de ello son los innumerables “enfrentamientos” fraguados que durante la dictadura esas mismas fuerzas utilizaban para hacer aparecer los cuerpos de nuestros compañeros detenidos-desaparecidos.

Durante años luchamos por la aparición con vida de Luciano, y ante la identificación de sus restos reafirmamos nuestro compromiso por conocer toda la verdad sobre quienes los mataron y cómo lo hicieron, y sobre quienes son los que encubrieron a los asesinos.

No olvidamos, no perdonamos, no nos reconciliamos

jueves, 16 de octubre de 2014

Martínez, el 601 y la mirada del Sueco Lordkipanidse

Carlos Lordkipanidse, Houdini para
sus compañeros en la ESMA

(Por La Retaguardia) Continúan las repercusiones tras la decisión del juez federal Ariel Lijo de sobreseer a Gerardo Martínez, secretario general de la UOCRA, quien aparece en la lista de integrantes del Batallón de Inteligencia 601 durante la última dictadura cívico militar. Carlos Lordkipanidse, miembro de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos, una de las organizaciones que había impulsado esta causa ante la justicia, criticó la decisión del magistrado; además del accionar del Estado en general que pone a las víctimas en el rol de averiguar e investigar los hechos para de esa manera lograr que las causas avancen. Del diálogo participó también Víctor Basterra. Junto al Sueco, recordaron algunas historias del cautiverio en la ESMA: "íbamos a la misma escuela", dijeron ambos entre risas.

En la emisión de Oral y Público del 2 de octubre, entrevistamos al abogado querellante en el juicio por los delitos de lesa humanidad cometidos en la ESMA, Rodolfo Yanzón. En relación al sobreseimiento de Gerardo Martínez, el letrado señalaba: “yo creo que es una decisión del juez federal bastante previsible; cuando aparecieron las listas del Batallón 601, lo primero que uno pensó fue que se trató de un avance importante porque se podía empezar a conocer algunos datos de gente vinculada a tareas de inteligencia y represión. El tema es que con este tipo de listado tenemos que ser sumamente cuidadosos porque aparecen, y en este concretamente ocurre, nombres de personas que eran ordenanza, hacían el café, choferes de autos, ascensoristas. Es decir, además de tipos que deben haber intervenido en forma directa en actos de secuestro, torturas, y otros crímenes, estaban estos tipos que cumplían una función meramente administrativa (…). Que quede claro que (Martínez) no me merece ni medio gramo de simpatía, me parece que es un burócrata que no merece ningún respeto, (…) (pero) a él sólo lo vinculaba una lista, haber pertenecido, haber tenido algún rango en el Batallón 601 durante un lapso de tiempo, no se lo vincula con ningún crimen específicamente (…)”.
Rápidamente aparecieron otras posiciones, que también queremos reflejar en este espacio. Una de ellas fue la de Carlos Lordkipanidse, integrante de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos (AEDD), quien se mostró en desacuerdo con las palabras de Yanzón.
“El Batallón 601 fue catalogado como una asociación ilícita, pero no por nosotros, no es una cuestión de capricho. A lo largo de todas las causas en donde se juzgó el accionar del Batallón se lo consideró así, una asociación ilícita. Lo mismo podemos decir que ocurrió por ejemplo con la patota de la ESMA o los otros centros clandestinos de detención, entonces con ese criterio todos los que formaron parte del Batallón automáticamente pasaron a formar parte de una banda, aunque yo no lo voy a poner en esos términos porque realmente es muy poco político pero, para que tengamos una idea, porque esta cuestión de cuestionar acerca de si fulano o mengano era el que servía el café o no servía el café, lo hemos podido constatar a lo largo de los juicios que se vienen desarrollando hace más de diez años, que si no había un tipo que servía el café, el tipo que daba máquina no cumplía con su función, porque tenía que dar máquina y hacer el café, por lo tanto el hecho de que hubiera un tipo que hiciera café era funcional al funcionamiento de la estructura represiva”, expresó Lordkipanidse en diálogo con Oral y Público.

La dificultad para reunir pruebas

El Sueco, tal como se lo conoce, explicó que tampoco coincide con el criterio de Yanzón en relación a la falta de pruebas: “porque si no nos pasa como con los pilotos de los aviones desde donde se tiraba gente al mar, que están en este momento siendo juzgados en la causa ESMA; en ese caso no hay más testimonios que los propios dichos de aquellos que participaron de las cuestiones porque no hay sobrevivientes de los vuelos de la muerte, entonces en este caso ocurre exactamente lo mismo. Resulta entonces que si no hay un sobreviviente que diga ‘yo lo vi a Gerardo Martínez secuestrando gente, lo vi torturando, lo vi haciendo desaparecer gente’, es inimputable”.

Martínez y la Garza Sosa

A su vez, Lordkipanidse se preguntó: “¿por qué el Ministerio de Seguridad, cuando estaba Nilda Garré, saca el listado de todo el personal civil y militar que actuó durante la dictadura en el Batallón 601 de Inteligencia? Entre otros, encontramos allí a (César) Milani, por poner un ejemplo. ¿Pero cuál es el criterio de hacer público el listado? Es denunciar, es decir esta es la gente, nombre, apellido, documento, que participó del accionar del Batallón 601. Fue por eso que nosotros, no solamente la Asociación sino el conjunto del colectivo que integra el Espacio Memoria Verdad y Justicia, interpusimos ante la justicia, en los tribunales, una denuncia respecto de este personaje, que aparece con nombre, apellido y número de documento integrando el Batallón 601. El juez Lijo decide que no es casual suficiente estar incluido en la nómina de una declarada asociación ilícita, entonces ser parte de la banda del Gordo Valor resulta que ahora no es un delito, tenés que ser el Gordo Valor o la Garza Sosa para ser imputable”.

Las víctimas como motor de los juicios

Pocos días después del sobreseimiento dictado por Ariel Lijo, fue detenido uno de los tantos prófugos que tienen las causas de lesa humanidad, el coronel Roberto Gordillo, que está señalado como la persona que reclutó a Gerardo Martínez para el Batallón 601. Al respecto, Lordkipanidse insistió: “uno no va y presenta una causa judicial en un tribunal, en un juzgado porque es caprichoso, porque dice que lo quiere meter en cana a Martínez  porque resulta que se sienta a la derecha de la presidenta en todas las reuniones en Casa de Gobierno. No es ese el criterio. El criterio es que es un genocida que tiene que pagar por lo que hizo. Uno pone las pruebas que tiene a su alcance y a su disposición. En definitiva es el Estado el que lo denuncia porque el listado del 601 no lo sacamos a publicidad nosotros, lo sacó el propio Estado, entonces le corresponde al propio Estado ver cuál es la función de cada uno, qué es lo que hizo cada uno de ellos en esas instancias, porque si este listado apareció quiere decir que también están las responsabilidades respectivas, porque estamos hablando de estructuras militares y de inteligencia, y ahí está anotado hasta los cohetes que se tiraron porque no hay nada perdido respecto a eso, está todo perfectamente registrado, así que le corresponde al Estado dilucidar esta pregunta. Sin embargo, el juez que interviene en la causa, lo deja libre de culpa y cargo en esta causa que se le inicia, pero a los días cae el reclutador del Martínez. Qué fácil hubiese sido para el gobierno, para el Estado, o para el Poder Judicial, para quien sea, agarrar y unir una cuestión con la otra y esclarecer esta situación, pero nos ponen a nosotros, a las víctimas, en el rol de averiguar nosotros y así viene desarrollándose hace diez años, porque si no fuese por el accionar de las víctimas las causas no avanzan”.

¿Y el Estado?

En relación al modo de actuar del Estado, Lordkipanidse agregó que puede verse claramente -por ejemplo- en cómo actúa en los casos de los jóvenes apropiados: “ahora resulta que para recuperar la identidad los chicos tienen que ir y hacerse una prueba de sangre, no es el Estado el que busca, el que saca los listados, porque convengamos que si hay niños apropiados, si hay algo que está registrado es eso, porque no es una desaparición que existió hace treinta años atrás, es un desaparecido de hoy en día que tiene cambiada su identidad y que está actualmente en manos de los apropiadores y secuestradores. Pero qué es lo que tiene que hacer la víctima. Ir sola, hacerse el análisis de sangre en un lugar, donde encima las muestras de sangre son limitadas, donde la mayoría de las veces aquellas personas que tienen alguna duda sobre su identidad salen frustradas porque no encuentran un dato concreto, cuando tranquilamente el Estado mostrando los archivos de la represión podría rápidamente restablecer la identidad de la gran mayoría de los chicos, de los jóvenes apropiados hoy en día. Esta es una forma de ver la falta de acción del Estado en cuanto a esto, poniendo siempre la situación de búsqueda, la verdad y la justicia en manos de la víctima, y ahí es donde está el error”.

Victorio y Houdini

Como es habitual cada vez que se cruzan en el aire del programa radial Oral y Público, Víctor Basterra y Carlos Lordkipanidse dieron cuenta nuevamente de la inquebrantable relación que los une, más allá de acuerdos o desacuerdos políticos, y que se inició en el lugar más oscuro donde les tocó sobrevivir: la ESMA.

-Carlos Lordkipanidse: Hola Victorio…
-Víctor Basterra: ¿Qué tal Houdini querido?

Fue la manera en que se saludaron esta vez. Ante las preguntas sobre el origen de los apodos, Basterra detalló: “Houdini es un viejo apodo que le quedó de cuando nosotros íbamos a la misma escuela (dijo Bastera entre risas, en alusión a la ESMA). Y una vez se disfrazó de un personaje que hacía (Alberto) Olmedo y era exactamente igual. El personaje era Houdini, tenía como un bombín, una cosa extraordinaria, y a mí me quedó siempre ese recuerdo. Él a mí me dice ‘negro’, ‘petiso’, ‘enano’, elena’ y yo le digo ‘Houdini’”.

“Lo que pasa –retomó Lordkipanidse– es que Víctor ingresó a la ‘escuela’ tiempo después que yo, y ya para ese entonces a mí me habían sometido al criterio de si me mataban o no en cuatro oportunidades, de acuerdo a lo que nos vino a decir el médico Capdevila. Resulta que el resto de los compañeros me decían que yo parecía Houdini porque zafaba siempre, me sometían a ese juicio, donde los oficiales y la dirección de la Escuela de Mecánica de la Armada decidían a quiénes mataban y a quiénes no, y yo de golpe pasaba a una nueva instancia. Entonces me decían Houdini por eso, por el escapista, porque le escaba a la muerte. Respecto a esa oportunidad que Victorio relata, yo no tenía más ropa que una deportiva, uno se tenía que lavar la ropa ahí adentro solo, disponer de lo poco que uno tenía y había una ropa que era parecida a la que usaba Houdini en sus actos de magia, entonces por eso el petiso se acuerda de esa circunstancia particular”.

Una nueva anécdota que Victorio y Houdini regalan entre risas a Oral y Público, y que refleja, otra vez, el valor que tuvieron -como tantos otros ex detenidos desaparecidos- para sobrevivir a esos hechos del modo en que lo hicieron para hoy ser motores fundamentales de este pedacito de justicia. Y para hacerlo entre risas demostrando que, a pesar del dolor y la ausencia de los que no están, ellos, los sobrevivientes, tienen bastante más para enseñarnos que solo la verdad de su testimonio.

Represor argentino de caridad en iglesia de Génova

ROMA, 15 (ANSA)- La vida de bajo perfil y dedicada a la caridad del ex torturador argentino Carlos Malatto, prófugo de la justicia e imputado por delitos de lesa humanidad, fue destacada en la nota "Un torturador en la parroquia" del diario Il Corriere della Sera.

    Malatto, actualmente de 64 años, vive en Italia desde 2011, tras huir de Argentina vía Chile cuando se acercaba el juicio en el cual está imputado de varios delitos, como torturas, privación ilegítima de la libertad, violación de domicilio.

    Uno de los principales represores de la provincia de San Juan, centro-oeste del país sudamericano, durante la dictadura argentina (1976-1983), está imputado por varios delitos de lesa humanidad, cometidos cuando se desempeñaba como oficial del Regimiento de Infantería de Montaña 22.

    A su llegada a Italia buscó como defensor al abogado Augusto Sinagra, hombre del confianza del ultraderechista Licio Gelli, fundador de la Logia Masónica P2 y quien mantuvo vínculos con la dictadura del ex presidente de facto argentino Jorge Rafael Videla. El ex oficial dijo en la entrevista al diario italiano no recordar "nada" de lo sucedido tras el golpe de Estado de 1976 ni del plan sistemático de represión implementado.

    Sin embargo, consultado sobre cómo vivían los argentinos bajo una dictadura que dejó 30 mil desaparecidos no dudó en afirmar: "Para la población había orden y seguridad, no había problemas".
    Acerca de la huída de su país, argumentó que "en Italia me escucharon". "En Argentina nadie lo hacía, entonces le dije a mis hijos: 'tomo el pasaporte italiano y me voy'", afirmó.
    "En los dos años transcurridos en Aquila hice voluntariado en la Confraternidad de la Misericordia; transporto pacientes", contó Malatto al diario.
    En agosto pasado se trasladó a Génova, dado que uno de los sacerdotes de la parroquia San Santiago Apóstol es argentino "de mi misma ciudad, lo contacté vía Internet y me dijo: 'vení'", agregó.

    En julio pasado la Corte de Casación anuló la extradición de Malatto dispuesta por la Corte de Apelaciones del Aquila, el 4 de abril de 2013, y aceptó el recurso de Sinagra.
    Para los jueces las pruebas presentadas por los magistrados de Argentina en contra del ex represor como "coautor" de torturas y tres crímenes son "teoremas".

    Mientras que los jueces de Aquila habían considerado "pruebas suficientes" los documentos con los cuales la justicia argentina pedía la extradición para responder como "coautor" de delitos de lesa humanidad, cometidos cuando integraba un "grupo de tareas" de oficiales y ex oficiales que operaban con métodos criminales contra opositores políticos, sindicales, etc.

    El abogado Sinagra fue también defensor del ex represor Jorge Olivera, conocido como "El carnicero de San Juan", condenado en Argentina por delitos de lesa humanidad, entre ellos el crimen de la modelo francesa Marie Anne Erize. Olivera, patrocinado por Sinagra, logró no ser extraditado de Italia a Francia, que pretende juzgarlo por el crimen de Erize, aunque permanece en una cárcel de Roma.

    De acuerdo a los testimonios de ex detenidos y documentos del último juicio a represores realizado en San Juan, Malatto y Olivera tenían un vínculo muy estrecho.
    "Fantasías, no tengo nada que ver con él", respondió Malatto sobre su relación con el teniente condenado a cadena perpetua en su país pero que huyó a Italia. "El 22 de octubre cumplo 65 años, quiero encontrar un trabajo", dijo el ex represor, quien afirmó que se encuentra "tal vez un poco cansado pero físicamente en forma". (ANSA). NM-ADG/MRZ