lunes, 6 de agosto de 2012

“Justicia para Mariano”

 MANIFESTACION FRENTE A LOS TRIBUNALES

 Por Ailín Bullentini

La calle Comodoro Py volvió a cubrirse de pies militantes ayer a la mañana, cuando agrupaciones políticas, de trabajadores y de estudiantes de izquierda llegaron hasta la puerta de los tribunales para acompañar el inicio del juicio por el asesinato del estudiante Mariano Ferreyra. A la columna principal y su enorme cartel que pedía “Justicia por Mariano Ferreyra”, que pasadas las 9.30 se ubicó frente al camión escenario, se les fueron sumando diferentes grupos a lo largo de la mañana. El mismo desfile se percibió sobre ese camión, que ofrecía micrófonos para que los referentes de cada agrupación concretaran sus reclamos: todos coincidieron en repudiar a “la burocracia sindical”, en criticar al gobierno nacional y en confiar en que “la lucha traerá justicia para Mariano”.

Entre banderas que mezclaron en un mismo espacio a agrupaciones como el PO, el MST, nuevo MAS y el PTS, entre otras, la cara de Mariano Ferreyra –el militante del PO asesinado en 2010 cuando se retiraba de una movilización de empleados tercerizados del ferrocarril Roca– aparecía en carteles, remeras, banderas y hasta prendedores. Curiosamente estuvo ausente en consignas y cantos debido a que, en realidad, no los hubo en el acto de ayer, que fue llamativamente silencioso.

Los militantes comenzaron a reunirse en Comodoro Py a partir de las 8 de ayer, aunque la juventud del PO aguardó la jornada con una vigilia cultural desde la noche del domingo en la que shows musicales, de teatro y danza ayudaron a vencer el frío. “Llegamos ayer para esperar con el cuerpo este juicio”, comentó Julieta, una de las jóvenes que el domingo estiró la bolsa de dormir sobre el asfalto y la levantó ayer, poco antes de que la calle comenzara a llenarse de gente. “Es algo histórico y no podemos dejar de hacer fuerza para que la muerte de Mariano tenga justicia y para que la organización de los trabajadores tenga una esperanza frente a la burocracia sindical.”

Julieta no fue la única que mencionó a la “burocracia sindical” entre las razones para acompañar el inicio del juicio. El principal referente del PO, Jorge Altamira, consideró que es “muy importante” que “los sindicatos dejen de estar en manos de las burocracias sindicales” como la que “mató a Mariano”, cuyo “responsable político es (José) Pedraza”. Altamira fue el primer dirigente en hablar de cara a la vigilia, bastante antes de que la audiencia comenzara. Calificó al juicio como “el resultado de la lucha de movilizaciones y piquetes” y deseó que “contribuya a un desarrollo de la conciencia ciudadana y, en particular, de la justicia de los trabajadores”. Además de Pedraza, señaló que también existe “una responsabilidad de los concesionarios (Ugofe, que en la actualidad regentea al Roca y a las líneas Sarmiento y Mitre) y de la policía”.

Los trabajadores ferroviarios de la línea Sarmiento, encabezados por el dirigente gremial de la Unión Ferroviaria de ese ramal, Rubén “Pollo” Sobrero, se unieron a la vigilia una hora antes de que comenzara la audiencia. Ellos y la totalidad de los pasajeros de ese ramal pudieron llegar gratis ayer a la Ciudad de Buenos Aires, por decisión de esa dirección gremial. Los vagones de la línea Roca –bastión de Pedraza y de la mayoría de los acusados de la muerte del militante del PO– amanecieron con un mensaje en sus paredes de “los ferroviarios”: “Creemos en la Justicia. Libertad a nuestros compañeros injustamente detenidos”.

“El inicio del juicio es muy importante porque pone frente a la Justicia el rol que cumplen las patotas sindicales en el interior de los gremios”, consideró Sobrero. Cauteloso, advirtió que la posibilidad de que los acusados sean condenados “puede significar una bisagra en la vida política de esos gremios” porque “se murió Mariano, pero las cosas no han cambiado mucho puertas adentro de los gremios ferroviarios”.

Si bien no hubo manifestantes a favor de Pedraza y el resto de los ferroviarios sentados en el banquillo, la amenaza sobrevoló el acto. “Desistieron de venir”, aseguró Jorge Hospital, referente de la agrupación Causa Ferroviaria del Roca, que nuclea a trabajadores tercerizados de ese ramal. Hospital festejó el inicio del juicio, aunque aseguró que “los cómplices necesarios del crimen están cerca del gobierno nacional y eso es síntoma de la continuidad de la mafia que mató a Mariano. La confirmación de (Antonio) Luna en la Secretaría de Transporte (como subsecretario), que le hayan dado las líneas Mitre y Sarmiento a la Ugofe o que el gobierno confíe en la CGT Balcarce, en la que se alineó Pedraza, no da esperanzas”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada