jueves, 23 de agosto de 2012

Otro testimonio que apunta a Favale

Federico Lugo, compañero de militancia del joven asesinado Mariano Ferreyra, declaró hoy ante el Tribunal Oral en lo Criminal 21 y, al relatar el ataque que sufrieron por parte de los integrantes de la Unión Ferroviaria el 20 de octubre de 2010, ratificó la descripción del asesino dada por los otros testigos del juicio oral. "Veo a una persona, agazapada en el medio de la calle, con un arma de puño que nos estaba apuntando y escuché los estruendos y vi los fogonazos", recordó y describió al agresor como alguien "robusto, grandote" y vestido con "remera oscura". Datos que en principio coincidirían con el acusado y exbarrabrava de Defensa y Justicia Cristian Favale.

Lugo era uno de los jóvenes que aquel 20 de octubre integraba el mismo grupo de Ferreyra y que cuando los "agresores" bajaron de las vías del ferrocarril Roca en la zona de Barracas, formaron, junto a otras 10 o 15 personas un "cordón" de protección. "El cordón es atacado y nosotros devolvemos algunos piedrazos", contó Lugo. Fue entonces cuando vio "en el medio de la calle", entre quienes formaban parte de los atacantes, a "una persona con un arma de fuego que nos estaba apuntando". Luego, escuchó a Nelson Aguirre -uno de los manifestantes que resultó heridos ese día- que "se agarraba la pierna" y gritaba: "Son balas de plomo".

La descripción que Lugo hizo ante el Tribunal -presidido por Horacio Dias e integrado por Diego Barroetaveña y Carlos Bossi- coincidió con la más amplia que realizó hace un par de días otro testigo, Eduardo Belliboni, quien luego identificó al agresor como Cristian Favale.

También otro testigo, Lisandro Martínez, aseguró haber visto entre los agresores a "un gordito", "agazapado" que "tiraba poniendo las dos manos en el arma y me pareció un revólver".

El 20 de octubre de 2010 militantes del PO y trabajadores tercerizados pretendían cortar las vías del ferrocarril Roca, pero desistieron luego de una primera agresión y la presencia policial que los testigos consideraron funcional al ataque. "Fue un ataque, no fue un enfrentamiento", corrigió Lugo a uno de los defensores que amplió el extenso cuestionario formulado por la fiscal María Luz Jalbert.

Los manifestantes resolvieron desconcentrarse porque había muchos golpeados y Elsa Rodríguez, luego herida en la cabeza, ya registraba un golpe en un brazo. Al cruzar el puente Bosch y ya en territorio porteño, el grupo agresor comenzó a bajar de un terraplén y a atacarlos con piedras, palos y botellazos.

Por el ataque y la muerte del joven militante del Partido Obrero, están acusados, además de Favale, el secretario general de la Unión Ferroviaria, José Pedraza, Guillermo Uño, Gabriel "Payaso" Sánchez, el segundo de la UF, Juan Carlos Fernández, y el delegado gremial Pablo Díaz.

También están procesados Francisco Pipito, Claudio Arcorcel, Juan Carlos Pérez, Jorge González y siete policías federales, entre ellos Hugo Lompizano y Luis Mansilla, los responsables del operativo de seguridad montado aquel 20 de octubre, acusado de liberar la zona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada